Tapeo en Galicia
ESPAÑA,  GALICIA

Los 10 mandamientos del tapeo en Galicia

Si el tapeo en España es casi una religión, en Galicia debería serlo. Y es que como aquí se come y se bebe podría ser motivo de peregrinación perfectamente. ¡Ay, la gula (el pecado) del norte! Pero oye, no te sientas culpable por engordar un par de kilos cuando vengas. El verdadero pecado es marcharte de aquí con hambre. Hazme caso. Sigue este decálogo del tapeo en Galicia y te habrás ganado el cielo en la tierra.

Decálogo para ir de tapeo en Galicia:

Empanada de xoubas
Empanada de xoubas

1.Te atreverás a probarlo todo:

Si no te dejas sorprender, nunca sabrás con qué fuerza te puede llegar a conquistar su gastronomía. Además, en una provincia que enamora por el estómago, no debe rechazarse jamás ningún plato. ¿Que la lamprea es el bicho más feo que has visto en tu vida? Piensa que las gambas o las ostras tampoco entran por el ojo y son consideradas una exquisitez. Si no te animas con la lamprea a la bordelesa (cocinada en su propia sangre), también la puedes encontrar estofada, en carpaccio o como relleno de una filloa, croqueta o empanada. ¡Hablando de empanadas! Ya puedes olvidarte de la típica masa y relleno de supermercado -lo que no es muy complicado-. Atrévete con las masas de millo, de trigo o de centeno y rellenos de xoubas, zamburiñas, zorza o pulpo. ¡El mundo es de los valientes (que se lo comen)!

2.Peregrinarás por los templos tradicionales del pincho y venerarás de igual modo las tapas más vanguardistas:

 Visitarás los locales más típicos y enxebres para degustar sus tapas tradicionales: caldo gallego, pulpo a feira, lacón con grelos, empanadas, pimientos de padrón… pero tampoco debes hacer ascos a pinchos más elaborados que no solo utilicen el mejor producto gallego, sino que también jueguen con él. Lo tradicional y lo creativo no están hechos para competir, deberían complementarse. ¿No crees?

Mercado de la Galiciana
Mercado de La Galiciana (Santiago de Compostela)

3.Honrarás los mercados gastronómicos:

Los mercados ya no son lo que eran. En las grandes ciudades como Madrid, Barcelona o Bilbao han ido evolucionando y reinventándose hasta convertirse en espacios gastronómicos, turísticos y de ocio. Una tendencia que ha llegado también a Galicia y con especial fuerza a Santiago de Compostela. Así, en el Mercado de Abastos encontrarás un bar donde te cocinan al momento los productos que hayas adquirido en los puestos del propio mercado, además del restaurante Abastos 2.0 y la zona Nave 5 con casetas especializadas. En La Galiciana, que se autodefine como Mercado Gastrogalaico, también podrás degustar la esencia de Galicia con propuestas tradicionales y vanguardistas para todos los bolsillos. Asimismo, cuentan con un coffee truck o gastroneta cafetera, una heladería donde priman los productos naturales de km 0 y la leche ecológica de origen gallego y un espacio (Secretos de Galicia) donde adquirir algunas delicias artesanas y gourmet made in Galicia. Por último, está el Mercado de Boanerges, que con 14 puestos especializados en la planta baja y una zona más íntima en la primera planta -con un restaurante de cocina vanguardista y una coctelería- se ha convertido ya en lugar de culto al producto gallego. No podrás decir que faltan templos gastronómicos del tapeo en Galicia…

4.Alabarás el pincho de tortilla, poco hecha, jugosa y con pan de Cea para acompañar:

En Galicia se comen algunas tortillas de escándalo. La más famosa es la de Betanzos -sin cebolla, melosa o casi líquida, hecha con las mejores patatas gallegas- y sus dos grandes templos son Casa Miranda y Mesón O’Pote. Pero Galicia es grande y su cocina, más todavía. Así que, donde quiera que estés, encontrarás una buena tortilla. Yo os voy a recomendar mis favoritas. Aunque, lo confieso, son todas las que he probado… ¡Aún no he sido capaz de comer un mal pincho de tortilla en Galicia! En A Coruña puedo recomendarte la de La Bombilla, en Santiago de Compostela la del Bar La Tita y en Ourense la del Arco da Vella.

Pampín - Tarta Santiago - tapeo en Galicia
Tarta de Santiago (tipo coulant) en Pampín Bar (Santiago de Compostela)

5.Siempre, siempre, siempre dejarás hueco para el postre:

A una tarta de Santiago nunca se le dice que no. Si además esa tarta esconde un maravilloso coulant, pues menos. Es el caso de este original postre que sirven en Pampín (Santiago de Compostela). Otro postre típico de la tierra, sobre todo durante el Entroido (Carnaval), son las filloas. «Primas hermanas» de los crepes y los frixuelos, pueden ser de leche, de caldo de cerdo, de agua o de sangre. Se comen solas o con miel, rellenas de nata, chocolate, membrillo o como más te guste. Incluso -ATENCIÓN- algunos restaurantes tienen en su carta de postre una tarta de filloas. Qué escándalo, ¿verdad? También puedes encontrarlas con rellenos salados y en elaboraciones tan originales como los nachos de filloas con guacamole que sirven en la Nave 5 de Abastos de Santiago. Pero no queremos desviarnos del apartado dulce sin al menos nombrar otras especialidades de la zona que deberías probar como los melindres, la bica, las orellas o la tarta larpeira. Te animo a que «googlees» estos dulces y empieces a salivar.

6.No abandonarás la mesa sin tu licor café:

El licor café es el rey de la sobremesa gallega. Aquí, todas las digestiones tienen el regusto de este dulce elixir espirituoso. Y bien acompañado de unas galletas o una bica ourensana, sabe todavía mejor. Las formas de disfrutar este licor de orujo, café y azúcar son son muy diversas: Puede tomarse frío o caliente, se puede añadir a una taza de chocolate o incluso utilizarlo para preparar algún coctel. Hay quienes aseguran haber probado helado, chocolate, cerveza o incluso caviar de licor café. Y si prefieres algo más suave, prueba la crema de orujo. ¿Que la típica (o tópica) indecisión gallega se apodera de ti y no sabes qué pedir? Pues uno de cada. No te preocupes, has comido mucho. No te va a subir tanto como crees…

Restaurante A Maceta (Santiago de Compostela)
Restaurante A Maceta (Santiago de Compostela)

7.Primero, prueba la cocina de la tierra. Después, la cocina internacional o fusión:

No te metas en el kebab de la esquina o en el primer buffet chino que veas. En serio, hacer eso en Galicia ya es un pecado venial siendo gallego pero si encima eres viajero y solo tienes unos días para disfrutar de este paraíso gastronómico, irás de cabeza al infierno. Hay muchos lugares en Galicia donde deleitarse con la mejor cocina fusión. Como Casa Marcelo, Oliveira o A Maceta en Santiago de Compostela, O Lagar da Estrella, Nakama o Barítono Gatrocurruncho en A Coruña, Época en Vigo, IceWolf en Pontevedra…

8.Santificarás las fiestas gastronómicas:

Banquetes opíparos, tapas sabrosas y buena cerveza podrás encontrar todo el año, pero es especialmente durante los meses de verano cuando las fiestas gastronómicas se suceden en todos los pueblos y rincones gallegos. Que si la Fiesta del Albariño en Cambados, la Fiesta del Pulpo en O Carballiño, la Fiesta del Pan de Cea, la Fiesta de la Xouba de Rianxo… Cada producto gallego tiene su celebración.

O Gato Negro - Tapeo en Galicia
O Gato Negro (Santiago de Compostela)

9.Al pan, pan y al vino, vino (mejor en cunca):

Las 5 denominaciones de origen que se dan cita en estas tierras son: Rías Baixas, Ribeiro, Valdeorras, Ribeira Sacra y Monterrei, cada una con características y matices propios. En las tabernas gallegas más tradicionales el vino suele servirse en pequeños cuencos de cerámica denominados cuncas. Por ejemplo, en Santiago de Compostela, en O Gato Negro, podrás vivir (y beber) esta experiencia, además de comer unas tapas de pulpo y empanada muy decentes en un ambiente auténticamente gallego.

10.El que esté libre de pecado que invite a la primera Estrella (de las cervezas):

Qué buena está la Estrella Galicia y qué bien marida con cualquier cosita. Es la bebida reina indiscutible en todos los bares. ¿Que quieres innovar, probar algo difícil de ver fuera las fronteras gallegas? Siempre te quedarán las artesanales. En la mayoría de las ciudades podrás encontrar brewpubs donde probarlas. Aunque, si durante el viaje te pilla una feria de cerveza artesana, pues mejor (y si no te pilla, haz que te pille). En abril tienes feria en Vigo, en junio en Santiago, en septiembre en Ourense…

Estos mandamientos de la ley del tapeo en Galicia se resumen en dos: Amarás su producto sobre todas las cosas y nunca dejarás que esta relación se enfríe. ¡Amén!

¿Nos hemos dejado algo en el tintero? Pues sé generoso (como un buen banquete del norte) y comparte tu sabiduría gastronómica con nosotros.

10 Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *